SÓLO HAY UN MENSAJE DEL GURÚ: UN MUNDO BRILLANTE EN EL QUE SE ESTÁ CONSTRUYENDO EL FUTURO

Enormes santos de alta estatura algunas veces encarnan en la tierra con una misión particular en cabeza. Siempre que se muestran se glorifican a sí mismos a incontables personas. Quien se pone en contacto con estos enormes santos, sabe sus múltiples facetas. Si nosotros nos impregnamos aunque sea algo de su lección en nuestra vida, nos glorificamos. En la cara de ella nuestro Gurudeva Pandit Shriram Sharma Acharya aparentaba ordinario y de una personalidad fácil. A lo largo de toda su historia llevó puesto un Khadi Dhoti y un Kurta y vivió la vida de un piadoso brahmán. De algún forma que viviera, dió a conocer a todos cómo vivir una vida de profundas austeridades. Cómo se puede resultar un enorme santo alcanzando la felicidad del Señor. Había gobernado Gayatri. En cada poro de su ser habitaba Super Energía Gayatri. Fue esto lo que se descubrió de todos sus Sidhis o Poderes Divinos. No era como si Super Energy Gayatri lo hubiera elegido de esta forma. Cuando Gurudeva se impregnó de Hansa Vritti o la aptitud de dividir la realidad y la falsedad, fue elegido. Ejecutó prácticas espirituales particulares fundamentadas en la austeridad. Viviendo una vida de autocontrol disciplinado dió a conocer que en la era de hoy además es viable hacer penitencia de esa alta estatura relacionada con Vishwamitra-Vasishtha. Dio una dirección creativa a la vida de cientos de personas. Inclusive luego de perder su serpentín mortal (2 de junio de 1990) nos está dando incesantemente esta enorme inspiración por medio de una cantidad incalculable de literatura redactada por él (unos 3000 libros), discursos sagrados (más de 5000 cassettes) y el establecimiento de numerosas instituciones (alrededor de 4000). Su lección era muy sencilla y directa. Nos exhortaba a vivir una vida de penitencia. Uno debe impregnar el materialismo apoyado en la espiritualidad y albergar el pensamiento positivo en la vida. A lo largo de los últimos 20 años de su historia proclamó que el siglo XXI tiene un futuro brillante para el que animó a la multitud a esforzarse por lograr este propósito, infundiéndoles entusiasmo. Diría que el siglo XXI significa un siglo de adelanto de principios, especiales y valores humanos. En 1971, luego de despedirse de una gigantesca congregación, fué al Himalaya por medio de Mathura y al final aterrizó en Haridwar. Ahí asistió a desarrollar una gigantesca institución para promover la espiritualidad científica predominando las austeridades y formando voluntarios para comenzar un siglo XXI radiante. En la actualidad, los investigadores de las sociología, futurólogos, visionarios, ecologistas, etc. están preocupados por los inconvenientes que nuestra Gurudeva ha discutido bastante de seguro en la revista Akhand Jyoti de 1967. Escribía sobre los datos de todo lo mencionado enumerando numerosas estadísticas, opciones de calamidades naturales y cómo combatirlas. Por medio de todos estos artículos había desarrollado una organización particular de altos intelectuales y si no recibían la revista Akhand Jyoti a tiempo se ponían alterados. En este momento en los últimos 15 años esta organización ha cobrado más impulso y está inmersa en despertar a las masas en relación a los inconvenientes mundiales y hallar resoluciones correctas para resolverlos. Probablemente muy desafiante por primera oportunidad un enorme santo dijo que una Era Dorada o Satyuga amanecerá y que terminantemente empezará desde la tierra de la India. Detalló a este Satyuga de una forma científica. Los hombres caballerosos se multiplicarán en la sociedad mundial, poseerán más divinidad y van a ser más previsores. Un individuo hipermétrope es siempre honesta, comprensiva, responsable y intrépido. Cuando tales personas se incrementan en la sociedad donde la divinidad ya ha amanecido, no va a tomar un largo tiempo para que el cielo se manifieste en el planeta azul. En la actualidad, nuestro estado, la India, tiene una población de 10.200 millones de pobladores. Cerca de 600 miles de individuos son indios no habitantes o NRI. Del mismo modo que todo el planeta se desplaza en la dirección del avance y el avance, cerca del 60% son adolescentes (que ninguna otra nación posee) y, al despertarse, están dando una dirección correcta al país, lo cual es un signo de promesa y optimismo. Es el saber técnico


Deja un comentario